domingo, 27 de noviembre de 2011

Miedos, que todos tenemos..

El miedo es como la família, que todo el mundo tiene una, pero aunque se parezcan, lo miedos son tan diferentes y tan personales, como pueden serlo todas las famílias del mundo.
 Sí, tú, el valiente que está leyendo esto, también tiene uno, aunque sea minoritario. Porque no son solo los de cuando éramos pequeños. Típico miedo a la oscuridad, a las alturas, a que tus padres te riñan, a los fantasmas, a los monstruos.. Hay muchas clases. Podríamos decir que el miedo de perder a alguien es muy poderoso y todas las personas del mundo lo conocemos. A que le pase algo, a que se muera, a que nos deje o nos olvide, a que se enfade, a que nos rechaze. Miedo a no dar la talla, a lo desconocido, a cosas que no queremos oír pero que sabemos que van a pasar.  Pero no deberíamos tenerlo, ni siquiera pensarlo, ya que, según un famoso escritor; La felicidad es la ausencia de un miedo. A veces cuesta librarse de ellos, pero cuando empiezas, lo único que tienes que hacer es seguir; sin dudar.

domingo, 13 de noviembre de 2011

Los amigos, son como las gafas..

Te hacen parecer inteligente, pero se rallan enseguida y no veas si cansan. Afortunadamente, a veces, uno encuentra gafas que molan.

Algun día nuestros hijos verán aquellas fotos y preguntarán, quiénes son esos personajes? Entonces les responderemos, fueron mis amigos y fué con ellos con los que pasé los mejores momentos de mi vida. El tiempo pasa demasiado rápido y mientras eso ocurre las cosas pueden cambiar de rumbo. Algún día llegará esa realidad y cuando eso ocurra espero no llegar a decir fueron, si no, esos son mis amigos, los que no tienen comparación, los que no podría cambiar por nada de este mundo, los que un día conocí en mi juventud y duraron toda la vida, amigos únicos que simplemente no tienen explicación. Amigos que estan siempre y cuando los necesitas.